1. Seguridad

UN CHILE PARA VIVIR EN PAZ: UN PAÍS SEGURO. No podemos seguir con la misma fórmula de la mano dura por la mano dura porque los índices de delincuencia no bajan y la puerta giratoria se mantiene. Tenemos que cambiar el paradigma e ir a la raíz del problema. ¿Cuánta es la posibilidad que un niño que crece en el Sename, rodeado de violencia no delinca? El Estado tiene que prevenir el delito, no pedir disculpas cuando ya ocurrió. Fortalecer a nuestras policías y también crear políticas que sigan la cadena del delito es la solución. Es decir, desde la prevención hasta la rehabilitación. La Escuela que formé en la cárcel, hoy tiene alumnos estudiando en las mejores universidades de Chile. También hay quienes quieren cambiar y si no les damos la oportunidad entonces el círculo no para. Al mismo tiempo el 70% de los delitos se comete desde una relación con las drogas, por eso es necesario avanzar hacia una política de prevención efectiva que empiece desde la etapa escolar.

Propuestas:

  1. Reformar el Sistema y el Código Procesal Penal para mejorar la eficacia de las policías.
  2. Programas de prevención del delito en poblaciones e instituciones como el Sename.
  3. Programa de rehabilitación del delito y reinserción laboral.
  4. Crear programas, fondos de apoyo y asesoramiento de las familias de delincuentes para parar la cadena delictual.
  5. Programa estatal e interministerial de prevención de drogas desde la época escolar.
  6. Prohibición de extranjeros con antecedentes delictuales al país.

 

2. Educación

UN CHILE CON MÁS OPORTUNIDADES: EDUCACIÓN PERO DE CALIDAD. Soy Profesora de literatura, a muchísima honra. Llevo 9 años luchando por la educación, pero no en las calles marchando sino desde la sala de clases, convencida de que es ahí donde está la clave. Estos últimos años, el país ha perdido el rumbo y destinando la mayoría de los esfuerzos en reformas como la gratuidad sin buscar soluciones para el problema de fondo. Y al mismo tiempo sin considerar que 7 de cada 10 niños de escasos recursos igualmente no entra ni entrará a la Universidad porque no le alcanzó el puntaje mínimo para hacerlo. Tampoco que el 50% de los jóvenes no termina la carrera que empezó y por último que los índices de calidad no han subido ni un milímetro. Ni cerrar los colegios subvencionados –quitándoles el derecho a los padres de elegir-, ni la gratuidad ni la desmunicipalización van a solucionar la crisis. Por eso durante mi periodo como diputada voy a luchar incansablemente para que a nuestros profesores se les valore por su aporte al futuro de Chile y para que todos nuestros niños reciban la educación que merecen.

Propuestas:

  1. AfterSchool de formación del carácter y desarrollo de talentos como política pública de educación.
  2. Fortalecer la educación pública, sin renunciar a la libre elección de los padres.
  3. Sistema de aseguramiento y promoción de la calidad para la educación media técnico-profesional.
  4. Acortar carreras universitarias.
  5. Revalorización de carreras técnicas.
  6. Programa desempleo juvenil.
  7. Creación de al menos un colegio municipal de excelencia (Bicentenario) por comuna.
  8. Escuelas públicas de verano.

 

3. Mujeres

UN CHILE DE MUJERES PODEROSAS: Hoy las mujeres seguimos ganando un 30% menos que los hombres por un mismo trabajo, pagamos más por salud como si tener hijos sólo fuera una decisión de nosotras y hay rubros que son sólo territorio masculino , olvidando el aporte que hacemos en todas las industrias. Absolutamente complementario al de los hombres. Necesitamos crear políticas que nos empoderen, nos hagan creer en nosotras y nuestros talentos y al mismo tiempo que nos permitan salir a trabajar y desarrollarnos sin perder nuestro rol fundamental en la familia.

  1. Igualdad de primas de salud entre mujeres y hombres.
  2. Ley de tenencia de hijos compartida.
  3. Sala cuna y guardería universal.
  4. Sistema de previsión especial para la dueña de casa.
  5. Programa de apoyo para madres solteras.
  6. Promoción de la igualdad de sueldo entre mujeres y hombres por el mismo trabajo.

 

UN CHILE QUE PROGRESA: ECOSISTEMA EMPRENDEDOR.

En Chile hay 1.850.000 emprendedores. Más del 90% de las empresas son Pymes en Chile y el 65% de los empleos son generados por ellas. Aun así no tenemos políticas que las protejan, difundan y creen un país con mentalidad emprendedora. Hoy sólo entre un 50% y 55% de las Pymes chilenas, según el reporte de inclusión financiera del IMF, tienen acceso algún crédito, lo que comparado con las cifras OCDE nos deja muy por debajo de otros países como Japón y Corea. Hasta hoy no existe un incentivo claro y eficiente para el financiamiento a una empresa menor, las instituciones dedicadas a ello sólo ven más peligro que beneficios en hacerlo. Por otra parte 1 de cada 3 emprendedores son hombres. Voy a luchar por políticas que creen una cultura que fomente la creatividad, la innovación, el emprendimiento femenino y la creación de nuevas pequeñas y medianas empresas.

Propuestas:

  1. Incentivos fiscales a la formación de nuevos emprendimientos.
  2. Capacitación constante a los emprendedores y pymes.
  3. Más y mejores formas de financiamiento a través de iniciativas tanto públicas como privadas.
  4. Simplificación del sistema tributario.
  5. Plataforma estatal gratuita para la promoción de emprendimientos nacionales.
  6. Destrabar ley que propone pago de proveedores en máximo 60 días, incluyendo a privados, municipios y Estado como cliente.
  7. Fomento del ingreso de la innovación femenina a rubros históricamente dominados por hombres.
  8. Nueva ley de quiebras para pymes.
  9. Incentivo a la formalización de emprendimientos.
  10. Aumento de la inversión en investigación y desarrollo.
  11. Disminución de las exigencias del Estado a la contratación de pymes.
  12. Fomento del emprendimiento desde la etapa escolar hasta la universitaria.
  13. Digitalizar el Estado.
  14. Incentivo tributario a empresas que compren teconologías chilenas.